Seleccione una Pagina

Los descendientes de La familia Plómez

Modos y maneras

Pues si, tenían toda la razón!! “No es necesario irse a Alemania para comprar una imprenta, preguntad a vuestros vecinos que siempre hay alguien que conoce a alguien…” Nos decía Juánjez en la presentación de La familia Plómez en la 1ª edición del Sevilla Design Walk. Así que eso hicimos, rastrear Sevilla para conseguir material con el que podríamos empezar a trastear. Cuando nos dimos cuenta, teníamos dos minervas, ocho bolsas de diferentes tipos de madera, un chivalete con tipos de plomo de cuerpo 6 (no aptos para topos) y un tórculo, bueno, medio tórculo.
Y ahora que hacemos?. Sin pensarlo dos veces, pedimos ayuda a nuestros progenitores, Los Plómez, que acudieron rápidamente al rescate de sus descendientes, como ellos nos llamaban, con una medio imprenta montada y ni idea de cómo empezar a utilizar todo el material que habíamos conseguido. Lo que empezó como un hobbie se convirtió en algo más, gracias a la pasión que nos transmitieron desde el principio y a todo lo que con ellos aprendimos esos días.